Contexto histórico de la novela

       La época en la que se desarrolla la historia es   la década de 1940, durante la segunda guerra mundial, cuando el ejército británico ocupaba Egipto.

     Para explicar la presencia inglesa hay que remontarse a 1882, cuando Gran Bretaña ocupó Egipto para ayudar al Jedique Tewfik a sofocar una sublevación nacionalista. Al principio fue una ocupación militar pero en 1.914 Gran Bretaña declaró un protectorado sobre Egipto. En 1919 el partido nacionalista y antibritánico Al-Wafd, reclama la independencia que no le será concedida hasta 1.922, cuando Gran Bretaña declara de forma unilateral la independencia de Egipto pero manteniendo bajo su control la economía y la política exterior.

     El sultán Fuad es elegido rey y promulga la primera constitución que convierte al país en una monarquía parlamentaria. Muere en 1.936 y le sucede su hijo Faruq que firma un tratado con Gran Bretaña en el que se acuerda que las tropas británicas se retirarán del país a excepción de las necesarias para proteger el Canal de Suez y sus alrededores, en total diez mil tropas y el personal auxiliar. Gran Bretaña también equipararía y entrenaría al ejército egipcio para ayudarles a defenderse en caso de guerra.

     Cuando estalló la segunda guerra mundial, se convirtió en una base militar británica pues las bases egipcias eran importantes para atacar a los italianos en Etiopía e impedir que tanto alemanes como italianos, utilizaran el canal de Suez. Al finalizar la guerra, Egipto era un país empobrecido por la inflación, el desempleo y con problemas de orden interno.

     El reino de Faruk se caracterizó por la incompetencia, la corrupción tanto política como administrativa y por la adhesión a los intereses de Gran Bretaña. En 1951 el gobierno rompió el tratado con Gran Bretaña que aceptó retirar sus tropas tres años después y en 1952 un golpe de estado obligó a Faruk a abdicar.

  Nos gustaría saber vuestra opinión sobre las siguientes cuestiones:

¿Cuál es el papel de la política en el callejón?
¿Qué supone la guerra y la presencia británica para sus habitantes?

¡Esperamos vuestros comentarios!

Anuncios

El Cairo y el autor

     El callejón de los milagros es una novela que se desarrolla en El Cairo, ciudad que el autor adoraba y con la que tenía una relación muy especial. En una ocasión declaró:
“He nacido en los viejos barrios de El Cairo y los amo. Pienso que en la base de la escritura hay una especie de amor, por un lugar, por una gente, por un ideal. Estos barrios viejos lo son todo para mí….” “siempre he ambientado mis obras en lugares en los que me gusta permanecer y el viejo Cairo es mi preferido…”

     Ese amor queda reflejado en sus obras donde la ciudad llega a ser un personaje más. Retrata la vida de sus calles y de sus barrios mostrándonos las costumbres de la cultura a la que pertenece. Fue un gran cronista de la sociedad cairota de su época: “El viejo Cairo con sus calles, su mezquitas, y sus cafés es un lugar fascinante, lleno de actividad y vitalidad que incluye casi todos los aspectos de la vida urbana egipcia….”

         En esta novela el escenario es el callejón Midaq y sus calles adyacentes: Sanadiqiyah, Guriya, Muski, Darasa, Azhar,…..situadas en la zona de Jan el-Jalili, un zoco del centro histórico de El Cairo. El origen del zoco se remonta al año 1.382 cuando el emir Djajarks el – Jalili construyó un caravansar ( lugar de descanso para los comerciantes y sus mercancías). Este caravansar todavía existe al igual que el callejón Midaq que hoy en día son las traseras de los almacenes y tiendas del bazar.

 

 

 

 

 

 

 

     En este microcosmos de Egipto transcurre la vida de los personajes: la bella y ambiciosa Hamida, su enamorado el barbero Abbas, Kirsha el propietario del café, su temperamental esposa, su hijo Hussain , el tío Kamil, el Jeque Darwish, Sallim Alwan, Zaita, Dr. Booshy, los panaderos Afifi, Jaada, Janker … A través de ellos el autor expone la situación social de los años cuarenta en Egipto, el paso de una sociedad tradicional a una moderna, el pensamiento islámico, la pobreza , la falta de futuro y la imposiblidad de prosperar. Nos muestra el abismo entre un Cairo modernizado y de costumbres europeas y un Cairo tradicional.

Nos gustaría conocer vuestra opinión sobre estas cuestiones:

¿Consigue el autor dar una imagen de la situación de El Cairo en aquella época?
¿Qué personaje destacaríais?

¡Esperamos vuestros comentarios!

Si pincháis sobre el enlace podréis visitar el zoco Jan- el Jalili

https://www.google.es/maps/place/Jan+el-Jalili/@30.0477388,31.2622533,3a,75y,349.5h,90t/data=!3m8!1e1!3m6!1sAF1QipMf_67s8jCUOXCcDCQB673DFXpb1CXPdV_p-lJC!2e10!3e11!6shttps:%2F%2Flh5.googleusercontent.com%2Fp%2FAF1QipMf_67s8jCUOXCcDCQB673DFXpb1CXPdV_p-lJC%3Dw234-h106-k-no-pi-2.9338646-ya350.5-ro-0-fo100!7i8704!8i4352!4m12!1m6!3m5!1s0x0:0x1761e0e461027d11!2sJan+el-Jalili!8m2!3d30.0477386!4d31.2622538!3m4!1s0x0:0x1761e0e461027d11!8m2!3d30.0477386!4d31.2622538

 

El callejón de los milagros, de Naguib Mahfuz.

Para abril mes de las letras, os proponemos la lectura de un Premio Nobel de Literatura, Naguib Mahfuz . Esperamos que sea de vuestro agrado.                                                                       

 NAGUIB  MAHFUZ:   (El Cairo, 1911 – El Cairo, 2006)

     Novelista y periodista egipcio. Fue el primer escritor árabe galardonado con el Premio nobel de Literatura  en 1988. Dicho premio le propició su fama mundial. Está considerado por la crítica como padre de la prosa árabe contemporánea  y como uno de los mayores cronistas del Egipto moderno.

     Licenciado en filosofía, militante del Wafd, el gran partido nacionalista antibritánico, trabajó como funcionario en diversos organismos de la administración de su país, fue director del departamento técnico del Instituto de Artes y presidente del Instituto Nacional de Cine.

      Se inicia con la novela histórica con títulos como La maldición de Ra (1939), Radophis la cortesana (1943) y La batalla de Tebas (1944). Posteriormente da un salto al realismo, las  novelas de esta época llevan nombres de calles y barrios de El Cairo y describen los ambientes populares y burgueses de la ciudad. Destacan  Jan al-Jalilí (1946) y El callejón de los milagros (1947), que se convirtió en uno de sus novelas más famosas y que  fue llevada al cine por el director mexicano Jorge Fons, que la ambientó en el México actual y con la que ganó el Premio Goya a la mejor Película Extranjera de Habla Hispana en 1996.

     Con El espejismo (1948) y Principio y fin (1949), su obra dio un paso más, al incursionar en la novela psicológica. Dicho tránsito anunciaba uno de los períodos más significativos de su carrera literaria. Fue entonces cuando escribió su afamada trilogía compuesta por Entre dos palacios (1956), Palacio del deseo (1957) y La azucarera (1957), que le valió el Premio Nacional de las Letras Egipcias (1957). En 1967, publica en Beirut: Hijos de nuestro barrio, novela prohibida en su país actualmente.

      En 1994, sufrió un atentado, al ser atacado por extremistas islámicos, que le acusaban de atacar a la religión musulmana en sus novelas,  y que le dejó notables secuelas físicas que le impedirían continuar con su labor novelística con normalidad . Desde entonces permaneció prácticamente recluido en su hogar, con salidas esporádicas y controladas por la policía. Falleció el 30 de agosto de 2006 a los 94 años.

 

 EL CALLEJÓN DE LOS MILAGROS

      Es una de las principales y más conocidas obra de este autor. Pertenece a la famosa pentalogía realista de Mahfuz, un grupo de cinco obras publicadas entre 1945 y 1957, de marcado corte realista, centradas en la vida cotidiana de las clases populares y de la pequeña burguesía egipcia de  aquella época.

     Relata la vida de un barrio  de  El Cairo, en la década de 1940, durante la Segunda Guerra Mundial.  A través de sus personajes,   nos muestra  una sociedad cerrada,  frustrada,  donde la modernidad  entra en conflicto con la tradición y el pasado con el presente. Los habitantes de más edad  prefieren seguir viviendo aislados en su callejón y escondiendo sus frustraciones, mientras que los más jóvenes  desean irse del callejón para cambiar de vida y cumplir sus sueños.

     Es una novela coral,  donde se narra la historia  de varios personajes cuyo nexo de unión es el callejón. Cada capítulo se centra en la historia de un personaje que se va mezclando con las historias de los demás. Mahfuz, describe al detalle a los habitantes del callejón y lo hace de tal forma que consigue transportarnos a su mundo y percibir los colores, los olores, los ruidos así como también sus sentimientos, sus sueños, sus frustraciones, sus ilusiones……

¡Os invitamos a dar un paseo por el callejón  y conocer sus gentes!

“Se anunciaba la puesta de sol, envolviendo el callejón de Midaq en un velo de sombras, más oscuro aún porque estaba encerrado entre tres paredes, como una ratonera. Se entraba a él por la calle Sanadiqiya, y luego el camino subía en desorden, flanqueado por una tienda, un horno y un café a un lado, por otra tienda y un bazar al otro, para acabar de pronto, igual que acabó su pasado glorioso, ante dos inmuebles contiguos, compuestos de tres pisos cada uno.
Los ruidos del día se habían apagado y comenzaban a oírse los del atardecer, susurros dispersos, jaculatorias, “Buenas noches a todos”, “Pasad, es la hora de la tertulia”. “¡Sé bueno, tío Kamil, y cierra la tienda!”, “¡Cambia el agua del narguile, Sanker!”, ¡Apaga el horno, Yaada!”, “Este hachís me oprime el pecho”, “Cinco años de apagones y bombardeos es el precio que hemos de pagar por nuestros pecados”…………

¡ Esperamos vuestros comentarios!

 

 

 

La ladrona de libros la película

El libro de Markus Zusak fue editado en el año 2005, mientras que en el año 2013 la Twientieth Century Fox llevó al cine la versión cinematográfica de la ladrona de libros. Llamativo es ver como en la Alemania Nazi, los personajes escriben solamente en inglés, tal y como podemos ver en los libros y en las paredes del sótano, durante la película.

             

Caratula del DVD

   Como habitualmente suele pasar al realizar este tipo de adaptaciones, la obra cinematográfica pierde rigor en comparación con la versión en libro. Ya que aunque es muy difícil trasladar al espectador en 125 minutos toda la historia contada en las 530 páginas que tiene la novela, en este caso se nota que la productora ha preferido realizar una obra para mayores de 7 años, que ceñirse al libro en sí.

En la película vemos como a pesar de que el inicio, es el mismo en las dos obras, y que la muerte realiza los mismos comentarios, observamos como ya desde la muerte del hermano de Liesel se va a diferenciar la película de la novela. Para empezar el libro se inicia en enero de 1939, mientras que la película se inicia en 1938, con el viaje de Liesel, su hermano y su madre en el tren que les llevara a Himmelstrasse.

Otro detalle que hace que la novela sea más recomendable que la obra cinematográfica, es que los libros que roba Liesel Meninger en la versión escrita se narra cómo los consigue a base de esfuerzo, y también de ingenio. Mientras que en la versión cinematográfica, vemos que los libros los obtiene más fácilmente de lo que realmente fue. Del mismo modo en la novela Liesle Meninger roba los siguientes libros:

  • Manual del sepulturero.
  • El hombre que se encogía de hombros.
  • El hombre que silbaba.
  • El repartidor de sueños.
  • Una canción en la oscuridad.

En la película solo aparece el primer libro nombrado, del segundo apenas se sabe que lo rescata del fuego, tras la quema de libros el día del cumpleaños del Fuhrer y lo

Un pasaje de la película

s demás ya aparece leyéndolos en la biblioteca de la casa del alcalde.

Los guionistas de la Fox, tampoco pusieron todo su empeño en darle la personalidad adecuada a los personajes, ya que a Rosa Huberman, especialmente, la ponen en más que una actriz secundaria, ya que su papel apenas es testimonial y en nada refleja su verdadero carácter, en el caso de que hayamos leído el libro primero. Igualmente tanto Hans Hubermann como Max Vandenburg no aparecen representados como en la novela.

En el siguiente enlace, podréis ver la ficha técnica de la película https://www.filmaffinity.com/es/film824161.html

Otro de los apartados que ni se han tocado en la película, son las pesadillas nocturnas que padecen Liesle y Max, y que hacen que su amistad sea más fuerte por este motivo. Igualmente los guionistas también se han “comido” como Leisle y Rudy junto con Arthur Berg y otros niños de la escuela, se iban a robar fruta a los huertos a las afueras de Molching, para comer algo más que la sopa que comía en casa, y que dado a las penurias de la II Guerra Mundial, el hambre azotaba Europa.

Igualmente tampoco se explica fielmente como Liesle es capaz de adentrarse en la casa del alcalde, ya que el trabajo de Rosa Huberman era hacer la colada de las clases adineradas de Molching, pero en la película eso no sale reflejado fielmente.

Para concluir este post decir que el relato cinematográfico deja mucho que desear para asemejarse fielmente al libro. Por lo que es muy recomendable leer el libro previamente a ver la película ya que de otro modo la historia queda coja y con muchas partes por explicar. Incluso las partes más importantes de la novela, en el película o no se explican o se pueden ver mal adaptadas en el cine, en la parte de los contenidos extras.

La verdad que para las dos horas que dura la película, no es un gran guión adaptado y el lector puede llegar a ver que la película se hace larga, aunque sea entretenida. Pero como en la mayoría de las ocasiones el libro supera abiertamente al cine.

En este enlace tenéis todas las obras que hay de Markus Zusak, en la red de bibliotecas públicas de Castilla y León. http://rabel.jcyl.es/cgi-bin/abnetopac/O7206/IDc5c915c9/NT2

 

Campo de concentración de Dachau

Uno de los personajes que aparecen en la novela, y que también nos muestra con relevancia cual era la situación de los judíos en la Alemania nazi, es Max Vanderburg.

Él que a pesar de haber nacido en Alemania, y que su padre luchará junto a Hans Huberman en la I Guerra Mundial, salvándole a este último la vida. Con la llegada de Hitler al poder, los judíos fueron duramente perseguidos solo por el hecho de serlo.

Max Vanderburg se ve obligado a vivir en el sótano de los Huberman, ya que de haber descubierto algún vecino que los Huberman ocultaban a un judío en su casa, toda la familia hubiera sufrido las consecuencias de ese acto. Pero igualmente Max Vanderburg obtiene el calor de los Huberman, y la amistad de Liesle Nielsen. En su estancia en el sótano observamos como Max Vanderburg, escribe su propia historia sobre el libro Main Kampf de Adolf Hitler.

La amistad entre Max y Liesle se basa en que ambos tienen pesadillas y los dos ven a Hans Huberman como un salvador. Esa amistad se ve truncada cuando Max se ve obligado a abandonar la casa de los Huberman, y al ser cogido por los nazis, es llevado al campo de concentración de Dachau, el cual se encuentra a solo 19km. De Molching (Olching en la vida real) Aunque después de que la II Guerra Mundial concluyera podemos ver como esa amistad continuo.

El campo de concentración de Dachau, fue creado en el año 1933 y fue el más antiguo de los campos de concentración creado por los

fachada campo de concetración de Dachau

nazis. Heinrich Himmler, como presidente de la policía de Múnich, declaró a Dachau como “el primer campo de concentración para prisioneros políticos”. Se ubicaba en las tierras abandonadas, de lo que fue una fábrica de municiones.

Entre 1933 y 1934, el campo de concentración de Dachau albergó a unos 4.800 prisioneros, especialmente alemanes comunistas, socialdemócratas y otros opositores del nazismo, pero en el año 1937 el número se había elevado a 13.260, donde a los anteriores se habían unido testigos de Jehová, gitanos, homosexuales, “asociales” y criminales habituales. En Dachau hasta 1937 había pocos judíos, ya que los que habían o bien pertenecían a los grupos anteriormente mencionados o porque habían cumplido penas de prisión por haber violado las leyes de Núremberg de 1935.

En 1937, las SS ordenaron la ampliación de Dachau, utilizando para ello la mano de obra de los prisioneros que allí se encontraban, el nuevo complejo de edificios concluyo su construcción a mediados de 1938, y así permaneció hasta 1945. Por lo tanto Dachau fue el único campo de concentración que estuvo en funcionamiento durante todo el Tercer Reich.

El número de judíos que albergo Dachau aumentó la noche del 10 al 11 de noviembre de 1938, esa noche que es conocida como la de los cristales rotos, más de 10.000 hombres judíos fueron recluidos en este campo de concentración, aunque trascurridos varios meses la mayoría fueron puestos en libertad.

Dachau fue utilizado por los nazis, como centro de entrenamiento de los guardias de los campos de concentración y para las SS, el funcionamiento de Dachau era copiado en los demás campos de concentración nazis.

En 1942 fue construido el crematorio, aunque no hay pruebas fidedignas de que este crematorio fuera utilizado con seres humanos. Pero los prisioneros sí que experimentaron la “selección” donde los prisioneros que eran considerados no aptos para el trabajo, fueron enviados al centro de eutanasia de Hartheim, cerca de la ciudad alemana de Linz.

Dachau fue liberado el 29 de abril de 1945 por los soldados de Estados Unidos, dos días antes de que los soldados rusos llegarán a Berlín, y apenas una semana antes de que terminará la guerra. En ese momento había 67.665 prisioneros, de los cuales 43.350 estaban catalogados como prisioneros políticos, 22.100 fueron judíos.

Entre 1933 y 1945 en Dachau se encarceló a unas 188.000 personas, entre 1940 y 1945 se estima que murieron en este campo de concentración al menos 28.000 prisioneros, más el número de fallecidos que se desconoce que hubo entre su creación en 1933 y el inicio de la II Guerra Mundial en 1939.