Los temas de La uruguaya

A pesar de la brevedad de la novela, 142 páginas, y de que toda la acción transcurre en un solo día, se abordan muchos temas. La infidelidad que confiesa Pereyra a su mujer en esta especie de misiva, dispara dardos envenenados hacia ciertas convenciones sociales y en especial hacia la institución matrimonial, tema con el que arranca la historia y que se nos define como un monstruo bicéfalo. Lucas Pereyra repasa ese día en tono confesional describiendo su existencia minada por la frustración.

“Siempre me aterra esa cosa siamesa de las parejas: opinan lo mismo, comen lo mismo, se emborrachan a la par, como si compartieran el torrente sanguíneo (…) Mismo lugar, mismas rutinas, misma alimentación, vida sexual simultánea (…) ¿Qué monstruo bicéfalo se va creando así?”.

El amor como asunto principal aparece así desde distintos planos: la insatisfacción y la decadencia del mismo desde el matrimonio; y otro muy distinto, el amor renovado, ilusionado, desde la infidelidad, las expectativas ante una aventura con una joven, un amor platónico más que real.

Además de perseguir una fantasía, hay otra razón por la que el protagonista cruza La Plata, el dinero, en busca de plata no devaluada, reflejando ese momento de la economía argentina de restricciones ante la divisa extranjera (el cepo cambiario).

En cuanto a la paternidad, Lucas Pereyra hace una reflexión sobre este tema poniendo en evidencia las debilidades de la masculinidad que recuerda al noruego Karl Ove Knausgard quien reconoce que empujar el cochecito de su hijo anula las oportunidades de seducir a las mujeres con las que se cruza. Pereyra describe así el cansancio de ser padre:

“Vos sabés que lo adoro a mi hijo. Lo quiero más que a nadie en el mundo. Pero a veces me agota, no tanto él sino mi constante preocupación por él (…)  se me llenó la vida con un miedo (…) Es una nueva fragilidad, un lado vulnerable que no conocía”

Los escenarios de la novela lo conforman básicamente Buenos Aires y  Montevideo, cada una de estas ciudades representa un espacio emocional y vital. Buenos Aires es la ciudad de lo cotidiano, de los problemas económicos, las obligaciones de un matrimonio instalado en el cansancio, del desamor, todo es gris. Mientras que Montevideo es la ciudad de los colores, llena de canciones y de poesía, idealizada, allí está el amor, el deseo y esa idea del turista argentino de que todo es bueno: “Como en los sueños, en Montevideo las cosas me resultaban parecidas pero diferentes. Eran pero no eran.”

Sólo aparece otro lugar y es Valizas, donde comenzó el idilio, esa noche de fiesta y el paseo hasta Cabo Polonio, es el punto de partida para la seducción, de todo un año, de mails, fantasías e idealizaciones.

“Hay una visión desde un lado, porque el porteño tiene una imagen muy noble del uruguayo. Para nosotros es como el paisito bueno. Y cuando va allí baja la defensa”

Hay otros temas secundarios que también se abordan, como cuando ironiza sobre su experiencia vital en ese juego de autoficción

“La plata estaba en mi infancia, me rodeaba (…) El hijo sensible de la alta burguesía. Pero el precio de mi bohemia se empezaba a pagar ahora. Era a largo plazo”

O esa sátira implacable sobre la profesión de médico

“Nunca me cayeron bien los médicos hombres, con ese aire de grandulones con guardapolvo, escolares crónicos con gigantismo, los bravucones peludos de la clase, haciéndose los serios en la consulta, usando grandes palabras anatómicas, hipersexuados, libidinosos (…)

En definitiva una trama de amor, infidelidad y dinero, de hundimiento del protagonista (antihéroe), que utiliza saltos temporales dejando cuestiones pendientes para irlas desvelando más tarde a modo de novela de intriga, cuya crudeza y acidez se soportan gracias a su fuerte carga de humor.

Anuncios

Valora y comenta “Stoner”

Llegamos al final del mes y queremos que puedas valorar la novela de Stoner para compartir con otros usuarios cómo ha sido tu experiencia.

Valora y comenta Americanah

Portada del libro Chimamanda Ngozi Adichie

Portada del libro Chimamanda Ngozi Adichie

Llegamos al final del mes y si te has leído este libro queremos que puedas comentar y valorar la novela de Americanah para compartir con otros usuarios cómo ha sido tu experiencia.

Americanah, de Chimamanda Ngozi Adichie

La primera lectura del club virtual pone la mirada en África y en una escritora nigeriana. La literatura africana no tiene excesiva difusión comercial en Europa y muchas veces se mantiene en temas y ambientes tribales, primitivos o exóticos que poco parecen tener en común con nosotros. En esta ocasión no es así.

Portada del libro Chimamanda Ngozi Adichie

Portada del libro Chimamanda Ngozi Adichie

Chimamanda Ngozi Adichie (Nigeria  1977). Pasó su infancia en la ciudad de Nsukka, sede de la Universidad de Nigeria, en una casa que anteriormente había sido habitada por el célebre escritor nigeriano Chinua Achebe. A la edad de diecinueve años se trasladó a Estados Unidos con una beca de dos años para estudiar Comunicación y Ciencias Políticas en la Universidad de Drexel, en Filadelfia. Posteriormente continuó sus estudios en la Universidad Estatal del Este de Connecticut, donde se graduó en 2001. Más adelante ha llevado a cabo estudios de escritura creativa en la Universidad John Hopkins de Baltimore, y un máster de estudios africanos en la Universidad de Yale. En 2003, mientras se encontraba estudiando en Connecticut, publicó su primera novela, La flor púrpura (2005), que fue muy bien recibida por la crítica y recibió el Commonwealth Writers’ Prize for Best First Book. Su segunda novela, Medio sol amarillo (2007), alabada, entre otros, por el escritor nigeriano Chinua Achebe, fue galardonada con el Orange Prize for Fiction. También es autora del libro de relatos Algo alrededor de tu cuello (2011). Su última novela, Americanah, ya había sido galardonada con el Chicago Tribune Heartland Prize 2013.

“Americanah” es el término burlón con el que los nigerianos se refieren a los emigrantes de su país que vuelven de Estados Unidos, y en este caso es el título de la novela de esta autora africana que cuenta la vida y la historia de amor de Ifemelu y Obinze a lo largo de tres décadas y en tres lugares: Nigeria, Norteamérica y Reino Unido.

Pero esta novela va mucho más allá de una historia de amor. Nos habla de la identidad, del orgullo, del regreso, de la diferencia, del color de la piel, de Nigeria, de Occidente  y de las dificultades de peinar el pelo afro.

Literatura fresca con otra voz y otra mirada. Disfrutadla. Esperamos vuestros comentarios.

adichie
Americanah
en nuestras bibliotecas, pincha aquí

Libros de la autora en las bibliotecas, pincha aquí

En virtual

Fot 11S 065r3Bienvenidos al club de lectura virtual de las bibliotecas de Castilla y León.

Comenzamos hoy esta aventura del club virtual de nuestras bibliotecas. En este club no hay horarios ni lugares y tampoco importa si hace frío o calor. Solo estamos los lectores, el libro y este blog, nuestro punto de encuentro en la red y lugar para compartir lo que leemos.

El lunes 3 de noviembre os propondremos la lectura que nos ocupará durante todo el mes. El libro lo podéis prestar en la red de bibliotecas de Castilla y León, comprarlo o quizá lo tenéis ya en casa.

A lo largo del mes de noviembre podréis ir aportando vuestros comentarios en el blog. Un bibliotecario hará de nexo de unión entre todos los lectores y podrá orientar, sugerir, alentar y moderar las intervenciones en caso de que fuera necesario.

Os animamos a participar activamente en el blog con vuestros comentarios y sugerencias. Con vuestra colaboración haremos de nuestro club virtual un lugar vivo y amable para todos.

Para participar en el club podéis inscribiros aquí:

Gracias a todos y os esperamos aquí el 3 de noviembre.