‘Pasaje a la India’ de E.M. Forster

Los personajes femeninos personajesfemeninosllegandoalaindia

En la Inglaterra del siglo XIX  se produjeron cambios importantes en cuanto a la situación legal de la mujer.  Si bien el derecho al sufragio aún no había llegado,  sí lo hizo el derecho  a divorciarse y a disputar la custodia de sus hijos tras la separación. Además la mujer británica podía disponer libremente de su smeriendaalario sin necesidad del control del marido. Y a través de la aprobación del Acta de Propiedad de las Mujeres Casadas, podían tener propiedades a su nombre también sin necesidad de la autorización del esposo.

En este contexto social Forster dibuja en ‘Pasaje a la India’ dos personajes femeninos independientes y dueñas de sus decisiones. Adela,  viaja en compañía de su posible futura suegra  para valorar si quiere o no quiere contraer matrimonio con el hijo de ésta. En contradicción directa con la costumbre de casar a los hijos sin que se conozcan como parte de la aceptación de la autoridad de los padres. Tal es el caso del doctor Aziz quién contrajo matrimonio con su querida esposa sin haberla visto antes.

Además la señora Moore, madre de Rony tiene otra hija: Stella, fruto de su segundo matrimonio después de la muerte del padre de Ronny, algo impensable para una viuda en la India. En este país en el siglo XIX aún se realizaba el rito satí de inmolar a la esposa junto al cuerpo del esposo muerto. Este ritual data del siglo V  fue prohibido en la India con la llegada de los primeros funcionarios británicos. El Satí respondea las Leyes de Manu’  importante texto sánscrito de la sociedad antigua de la India donde se puede leer:

«una mujer no será nunca independiente, una viuda debe sufrir mucho antes de morir, debe ser pura en cuerpo, pensamiento y alma»

Los personajes femeninos deciden visitar, a pesar de todas las advertencias, las Cuevas de Marabar.

La excursión es costeada por el doctor Aziz, quién ha realizado la invitación durante la merienda y se ve comprometido a realizarla a pesar de la dificultad que conlleva. Sus amigos intentan que recapacite y la anule puesto que si ya es una excursión difícil lo es más con dos señoras británicas que ” deben tener sillas para sentarse y que toman vino de Oporto antes de comer…” lo cual obliga a movilizar desde tenedores hasta un elefente con sillas y quitasol para que viajen sentadas…El viaje es costoso y requiere un gran número de porteadores. Éstos viajan además con sus esposas y también en la primera cueva provocando el ataque de claustrofobia a la señora Moore. Es ellas quién, ante esta situación, sugiere al Doctor Aziz y a Adela que suban a la segunda cueva  con la sola compañía del guía nativo.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s